lunes, 31 de marzo de 2014

LA DAMA DE NOCHE, ARBUSTO CON FANTÁSTICO AROMA


La dama de noche es un arbusto que se conoce también por los nombres de cestro o galán de noche y que se caracteriza por el aroma de sus flores, que se abren cuando llega el final del día. Es uno de los arbustos más utilizados en los jardines aromáticos, así que sin duda es también una gran opción para cualquier rincón de tu jardín.

Puede llegar a alcanzar los 5 metros de altura y aunque su aspecto no es tan bonito como el de otros arbustos, su aroma lo compensa. Tiene hojas ovaladas de color verde y pequeñas flores blancas que se abren, como dije al principio, cuando llega la noche, por ese se llama así el ejemplar. Con las condiciones y cuidados adecuados, conseguirás sacarle el máximo partido.

Cuidados básicos

Temperatura: el único requisito que tiene en este sentido es que debe protegerse muy bien de las temperaturas más bajas, ya que al ser originario de zonas tropicales no las tolera. Procura que nunca se exponga a temperaturas inferiores a -2º C.

Iluminación: es muy importante que reciba mucha luz natural durante la primavera y el verano, de lo contrario sería muy difícil que pudiera dar flores y, por lo tanto, que tuviera su aroma tan especial.

Suelo: no es muy exigente en este sentido y le va bien casi cualquier tipo de suelo, siempre y cuando tenga una buena cantidad de drenaje.

Riego: tiene que ser cada dos días en verano y un par de veces a la semana en invierno, siempre esperando a que la superficie de la tierra se seque antes de volver a regar.


Abono: especialmente importante durante la época de floración la aplicación de fertilizantes ricos en hierro, los cuales le van muy bien también al resto del año.

Poda: se recomienda una cuando empieza el verano para controlar su crecimiento y favorecer otra floración.

Plagas: las que más pueden afectarle son pulgones, arañas rojas y moscas blancas, así que vigila mucho este aspecto para poder detectarlas cuanto antes.

Multiplicación: puede hacerse por semillas o por esquejes, siempre a finales de primavera o principios de verano, coincidiendo con la época de floración.

Vía: http://jardinplantas.com
Autor: Marian Otero

jueves, 27 de marzo de 2014

TANACETUM VULGARE


El Tanaceto pertenece a la familia de la Compositae y tiene su origen en Europa. Sus hojas altamente aromáticas, finamente divididas en segmentos, de color plata brillante, pubescentes.

Las flores, blancas o amarillas parecidas a margaritas, crecen en racimos umbeliformes y tardan mucho en marchitarse. Florece en verano.

Además de ser una planta ornamental, las sumidades floridas del tanaceto poseen propiedades farmacéuticas.

Las flores secas o frescas son un buen ingrediente para cualquier arreglo floral.

Las flores se secan bien cuando se atan formando ramos y se cuelgan en un lugar seco, cálido, y aireado.

Las hojas secas constituyen un eficaz repelente para insectos. Las hojas se pueden secar en un desecante, por ejemplo, glicerina.


Usos: en jardines de rocalla y en casas de ambiente alpino.

Luz: a pleno sol.

Terreno: pobre y moderadamente arenoso.

Prefiere los suelos secos y bien drenados.

Multiplicación: por semillas o por división de las macollas en primavera.

Vía: http://fichas.infojardin.com

lunes, 24 de marzo de 2014

PLANTAS DE INTERIOR MÁS DURADERAS


Ya sabes que las plantas de interior aportan innumerables beneficios para las personas, además de decorar y poner un pedacito de naturaleza en la casa o en la oficina. Sin embargo, puede que ya estés cansado de que las plantas ubicadas en el interior de tu casa apenas duren una temporada.

Si ese es tu caso pero quieres estar rodeados de plantas de interior, lo mejor es que conozcas cuáles son las más resistentes y que condiciones debes crear en su entorno para que se mantengan sanas.

Potos

Entre las plantas más fáciles de cuidar y, por tanto, normalmente más duraderas, se encuentra el potos, que necesita un lugar cálido (entre 15º y 20ºC) y luminoso. Además, este ejemplar agradece las pulverizaciones en ambientes secos. Lo mejor es abonar los potos cada dos semanas en verano e ir podando ligeramente para que la planta cobre mayor densidad. Es importante dejar que la tierra se seque entre riego y riego.

Ficus

Otra planta muy duradera es el ficus, que necesita buena luz pero no el sol directo. Los ficus aguantan bien la calefacción, aunque es mejor que en verano no estén a temperaturas superiores a 24º C.

Por otro lado, deberás vaporizar esta planta diariamente si está puesta la calefacción y no dejarla nunca próxima a un  radiador. En cuanto al riego, deberás regar cada semana y media en invierno y dos veces a la semana en verano. Deberás despuntar cada dos o tres meses en primavera y verano.

Aspidistra

Por último, vamos a hablar de la aspidistra, una planta que se caracteriza por su resistencia y por necesitar poca luz. Por eso, es la planta perfecta para rincones oscuros y zonas de la casa como pasillos. Deberás regarla muy poco en invierno y prácticamente no necesitará abono en verano.


Vía: http://jardinplantas.com
Autor: Ana Pérez

jueves, 20 de marzo de 2014

TAGETES ERECTA


Se trata de una planta anual que puede alcanzar una altura de hasta treinta centímetros. Tiene su origen en México y pertenece a la familia de las Compositae. 

También es conocida por los siguientes nombres: Tagete, Clavel de moro, Clavelón africano, Clavelón de la India, Clavelón, Claveles de las Indias, Rosa de la India, Clavel chino, Damasquino, Damasquina, Clavel de la China, Clavel turco.

Florece de verano a finales de otoño pero en climas cálidos se alarga durante todo el invierno. Su floración es espectacular, con grandes inflorescencias de color amarillo o naranja.

Para que luzca todo su esplendor, plántelas en macizos, separadas entre 20 y 30 cm.

Es una planta apta para macetas.

Luz: a pleno sol. No tolera la sombre intensa.

Suelo: se adapta bien a cualquier terreno.


Riego: regular, no copioso, aproximadamente tres veces a la semana.

Plagas: con exceso de sol se puede llenar de arañitas rojas (ácaros). Combata con acaricidas.

Puede verse afectada por caracoles y babosas.

Multiplicación: mediante semillas al final del invierno.

Vía: http://fichas.infojardin.com

lunes, 17 de marzo de 2014

EXCESO O FALTA DE LUZ EN LAS PLANTAS


Como sabes, la luz es un elemento fundamental para las plantas, ya que les permite procesar los nutrientes del suelo y convertirlos en su alimento. Sin embargo, no todas las luces son iguales, ni todas las plantas necesitan la misma luz.

La natural es la más intensa y poderosa, por lo que es importante procurar que todas las especies acceda a ella al menos durante algunas horas al día. También hay que tener en cuenta que la luz es diferente dependiendo de la época del año, el momento del día, la región y, en el interior, el color de las paredes y los muebles, la presencia de espejos y las superficies acristaladas. Tanto el exceso como la falta de luz pueden ocasionar consecuencias negativas en las plantas. Te contamos cuáles a continuación.

Exceso de luz

Como te acabamos de comentar, un exceso de luz en tus plantas puede provocar que estas no se desarrollen como deberían. Demasiada luz puede provocar que las hojas pierdan su tono verde y se vuelvan blanquecinas, con bordes marrones y manchas pardas. Por otro lado, se reduce el tamaño del ejemplar, a veces se arruga e, incluso, se puede quemar. Como consecuencia, la planta tenderá a crecer orientada hacia al lado opuesto a aquel de donde recibe la luz.


Falta de luz

En cambio, si la planta recibe menos luz de la necesaria, ésta se verá débil: florecerá poco a poco y las flores serán muy pequeñas, cayendo antes de haber completado su desarrollo. Por otro lado, los tallos serán débiles y delgados y las hojas se pondrán amarillas y caerán pronto.

La luz a todas partes

Además de procurar que la planta reciba la luz adecuada, es importante que ésta llegue a toas las partes de forma igual. Si solo una parte recibe la luz, todo su desarrollo tenderá a desviarse hacia el lado iluminado.

Vía: http://jardinplantas.com
Autor: Ana Pérez

jueves, 13 de marzo de 2014

SYRINGA VULGARIS, LILO


Esta especie es originaria del Sureste de Europa, pertenece a la familia de las Oleaceae. Es un arbusto grande o pequeño árbol que puede alcanzar hasta los siete metros de altura.

Sus flores son violetas o, más raramente blancas, pequeñas y olorosas con los tubos de la crola anaranjados, son muy atrayentes para las mariposas. Nacen en las ramas del año anterior.

El aceite esencial de las flores se utiliza en la elaboración de perfumes.

Este arbusto es muy apreciado por las hermosas flores que da en primavera, que además son muy olorosas.

Se emplea en macizos y pies aislados. También se cultiva como seto contra las paredes o para formar arriates. En macetas para adornar terrazas. 

Muy resistente al frío.

Para que su floración surja en todo su esplendor, necesitan estar ubicadas en zonas que tengan inviernos fríos, 'pasar frío'.

Necesitan terrenos neutros o calcáreos, ya que la acidez perjudica su desarrollo.


Riego: resiste algo la sequía, pero no mucho. Se puede regar dos o tres veces por semana. Si el tiempo después de plantar el lilo es caluroso y seco no dude en regarlo con mayor frecuencia. Nunca dejar que se seque la tierra.

Fertilizantes: no vuelva a utilizar fertilizantes antes de que finalice el período de floración ya que sería perjudicial para la floración del próximo año. Para un crecimiento rápido, fertilice sus plantas nuevas con abonos ricos en nitrógeno.

Poda: En invierno sólo haga podas de limpieza, para eliminar ramillas muertas o dañadas. Jamás pode a fondo en esa época, pues la planta forma sus ramilletes de flores a partir de las yemas preexistentes desde la temporada anterior. Si usted las llega a podar, estará eliminando los puntos de formación de flores. 

En primavera, tras la floración de las lilas ha de eliminar aquellas flores que estén secas o que parezcan marchitas, además de las ramas muertas y las que estén envejecidas.

Vía: http://fichas.infojardin.com

lunes, 10 de marzo de 2014

PLANTAS PARA MEJORAR EL AIRE


Aunque no lo creas, las plantas pueden mejorar la peor y más triste de las atmósferas eliminando toxinas en lugares cerrados y oxigenando el aire estancado gracias a la metabolización de los compuestos volátiles. Además, las plantas de interior reducen el estrés al trabajar con ellas, incrementan el nivel de concentración y compresión y atenúan los sentimientos negativos como el miedo o el enfado.

Espatifilo

Esta planta rizomatosa de hojas perennes, ovaladas y de color verde oscuro con flores grandes requiere luz pero no sol directo, riego regular manteniendo el suelo húmedo y condiciones de alta humedad.

Dracena

La dracena cuenta con hojas finas y alargadas bicolores. Esta planta necesita una exposición al sol media y riegos moderados, incluso en invierno.



Gerbera

La gerbera es una planta bianual de hojas lanceoladas y flores en capítulos de colores intensos. Requieren exposición a pleno sol, riego moderado y suelo fértil y bien drenado.


Crisantemo

Los crisantemos son plantas vivaces con hojas lobuladas y aromáticas. Sus flores son de colores vistosos y requieren exposición a pleno sol, riego moderado y un sustrato rico. 


Vía: http://jardinplantas.com
Autor: Ana Pérez

jueves, 6 de marzo de 2014

ESCABIOSA


Scabiosa caucasica, planta perenne con hojas opuestas, enteras, ovado-lanceoladas las radicales, las caulinares dentadas o pennatífidas, ambas de color verde grisáceo y un poco torrentosas.

Pertenece a la familia de las Dipsacaceae y tiene su origen en el Cáucaso. Las flores de la Escabiosa son solitarias, de color azul lavanda. Hay numerosos híbridos de color blanco, azul espliego, lila, etc., provistos de corola simple o doble.


  • Floración: verano.
  • Usos: para bordes, macizos de flor, para adornar taludes, escarpados y rocallas.
  • Luz: a pleno sol.
  • Temperaturas: en las regiones cuyo clima invernal es particularmente frío se recomiendan las posiciones resguardadas.
  • Riego: más bien escaso.
  • Multiplicación: mediante semillas implantadas directamente cuando la primavera está avanzada; también por división en primavera.


Vía: http://fichas.infojardin.com

lunes, 3 de marzo de 2014

PLANTAS EN NEGRO, UNA NUEVA TENDENCIA


Una nueva tendencia que cada vez más se está observando en ferias y eventos internacionales, son las plantas con hojas o flores de color negro. En la decoración, como ya ocurre en la moda, el color negro se está convirtiendo en un indispensable, símbolo de elegancia y con una gran fuerza estética.

Cada vez se comercializan más variedades de plantas con hojas o flores de color aparentemente negro. Decimos aparentemente porque muchas de ellas son híbridos que presentan en sus hojas, flores o tallos colores tan oscuros e intensos que parecen casi negros.

Estas plantas se están introduciendo en las casas y jardines, ya sean de forma individual o combinada con otras especies, creando mezclas cromáticas de alto valor estético. Hoy le traemos alguna de las variedades que puedes encontrar en el mercado.

Sambucus nigra Black Lace


Es un pequeño arbusto caduco que llega alcanzar los 3m. de altura. Tiene hojas pinadas de color morado oscuro que mantiene su coloración durante toda la temporada. Tiene pequeñas flores agrupadas en corimbos de color rosa claro-blanquecino con un ligero aroma a limón. Sus frutos son pequeñas bayas negras comestibles que se utilizan para hacer mermeladas. Es una planta rústica que se adapta bien a todo tipo de suelos y a exposiciones de sol y semisombra. Requiere riegos moderados para mantener el suelo húmedo pero bien drenado. Se recomienda realizar una poda de formación para controlar el ramaje y mantener la planta compacta.

Petunia Black Cherry


Es una anual de porte compacto y rastrero que se planta tanto en el jardín como en maceta. Tiene pequeñas hojas de color verde intenso y flores con forma de trompeta de color morado oscuro casi negro. Florece a finales de primavera manteniendo sus flores hasta otoño. Requiere un suelo rico y bien drenado. Necesita riego diario en los meses de verano y durante la floración, durante la época de lluvias los riegos deberán espaciarse ya que un exceso de agua puede provocar la aparición de hongos. Necesita exposiciones soleadas y tolera bien ambientes urbanos, por lo que funcionan bien en terrazas y balcones.

Ophiopogon Planiscapus Niger


Planta herbácea perenne y compacta con hojas lanceoladas de color morado oscuro que con el tiempo se vuelven negras. Tiene pequeñas flores en racimo de color lila que aparecen en verano. Requieren suelo bien drenado, húmedo y rico en materia orgánica. El riego debe ser moderado ya que no tolera ni exceso de agua ni períodos de sequía. Requiere una exposición en semi-sombra y temperaturas moderadas. No toleran las heladas. Por su porte se utiliza como tapizante, en borduras o en macetas en terrazas y balcones.

Phormium Platt's Black


Es una planta perenne que alcanza 1m. de altura. Sus hojas son alargadas de color verde oscuro casi negro. Es una planta rústica que se adapta bien a suelos pobres y pedregosos, aunque para su desarrollo óptimo requiere suelos ligeramente ácidos. Requiere riegos periódicos durante el primer año hasta que se encuentra bien establecida, a partir de esa momento tolera las sequías e incluso las heladas. Buscaremos para esta planta espacios soleados. Funciona bien en zonas costeras e incluso en los bordes de las láminas de agua.

Zantedeschia Schwarzwalder


Es una planta vivaz rizomatosa de 50 cm. de altura que se planta en primavera para que florezca durante los meses de verano. Tiene grandes hojas coriáceas de color verde oscuro. Presenta flores en forma de tulipa de color negro oscuro. Requiere riego abundante durante la floración que deberá ir espaciándose a medida que las flores desaparezcan hasta dejar de regar en invierno. Requiere condiciones de semi-sombra. En otoño deben eliminarse las flores marchitas para que en el siguiente año vuelva a florecer con vigor. Se cultiva tanto en interior como en exterior aunque tolera hasta unas temperaturas mínimas de 5ºC.

Vía: http://www.tuinen.es
Autor: Mar Candel