jueves, 19 de febrero de 2015

KALANCHOE MARMORATA


Nombre botánico: Kalanchoe marmorata

Nombre común: Kalanchoe de hoja moteada

Familia: Crasulaceae

Origen: Esta extraordinaria planta es originaria del este de África, Etiopía.

Cualidad: Es una de las especies del género que se encuentra a la venta sin problemas.

Condición: Perenne.

Descripción: Es una planta arbustiva, ramificada y erguida que alcanza unos 40 cm. de altura, con predisposición a inclinar sus ramas hacia el suelo a consecuencia de la carga de sus hojas. Las redondeadas y carnosas hojas nacen opuestas, entras, con los bordes festoneados que adquieren una tonalidad rojiza más o menos intensa.
Cuando emergen son de color verde pálido y por lo general carentes de manchas, pero al madurar y a causa del sol adquieren una tonalidad purpúrea grisácea, las máculas rojizas de ambas caras también intensifican su tono.

Disponer: Se acomoda igual manera al terreno que al contenedor, pero en éste último es más práctico su cultivo ya que permite cambiarlo.

Periodo de floración: Primavera, pero es usual encontrarla a la venta con flor en diferentes épocas del año.

Flor: Produce racimos de grandes flores de color blanco, éstas poseen una dilata garganta y cuatro pétalos puntiagudos que se rizan o curvan.


Situación: Agradece una disposición soleada en todos los periodos del año, o al menos donde pueda recibir unas cuantas horas del sol al día. En interior se tendrá que situar en un emplazamiento bien ventilado y muy luminoso, en una ubicación de interior es más difícil que florezca, por esta razón se puede acomodar en el aféizar de una ventana soleada y florecerá con toda la seguridad.

Singularidad: En esta variedad destacan sus flores por ser de las más grandes del género Kalanchoe.

Riego: En cuanto al riego debe ser generoso en pleno periodo de crecimiento y más limitado el resto del tiempo. Los kalanchoe toleran mejor la falta que el exceso de agua, así que es preferible no regarla demasiado.

Cuidados especiales: El exceso de agua produce la descomposición de hojas y raíces; es mejor que le falta un poco de agua a la demasía.

Abonado: Agregar fertilizante para cactus al agua de riego en cantidades pequeñas, un abonado cada 20 días es más que suficiente. Los excesos en este apartado afectan a la planta sobremanera, es preferible que la dosis sea exigua.

Vigilar: Es necesario eliminar las cabezuelas floridas una vez pasada el mejor momento de la floración.

Suelo: El compost debe estar compuesto de sustrato para cactus mezclado con arena gruesa.

Reproducción: Se multiplica mediante esquejes de tallo con admirable sencillez, para ello se debe tomar un trozo de unos 10 cm. de longitud de la punta de un tallo, dejándolo secar durante un par de días. Pasado este tiempo, se planta en una maceta rellena de sustrato para cactus mezclado con arena gruesa.

Si se sumerge las puntas cortadas en hormonas de enraizar se acelera el proceso. Los vástagos que crecen alrededor de la planta, pueden usarse perfectamente para la reproducción.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

No hay comentarios: