lunes, 7 de marzo de 2016

LAMPROCAPNOS SPECTABILIS, DICENTRA


Sinonimia: Dicentra spectabilis - Eucapnos spectabilis - Fumaria spectabilis - Hedycapnos

Nombre común: Dicentra - Fumaria - Corazón sangrante - Corazón de María - Corazón de la Virgen

La Dicentra es una planta muy apreciada en jardines sombríos y húmedos. Su particular belleza se encuentra en sus elegantes flores que están como suspendidas de delgados tallos curvados.

Es una planta de corta duración; su belleza desaparece al cabo de unos meses, pero produce un gran efecto decorativo, Por lo tanto, es valioso saber utilizarla bien en el jardín.

Pertenece a la familia de las Papaveraceae, compuesta por plantas generalmente herbáceas de las zonas templadas del hemisferio norte.

Se trata de una planta herbácea, rizomatosa, originaria de Asia y Norte de América, que se cultiva con fines ornamentales por sus peculiares flores colgantes.
Forma densos montículos de pequeño tamaño, con hojas grandes muy divididas que mantienen con una coloración verde intenso durante la primavera e inicios de verano.

Su moderado tamaño la hace impecable para cultivar en contenedores, formando matas de 60 - 80 cm. de altura y casi lo mismo de anchura.

La ubicación en cualquiera de los casos debe ser de sombra muy luminosa o de semi-sombra, y siempre sobre un terreno o sustrato fértil, poroso, bien drenado y moderadamente ácido, que mantenga una cierta humedad constante y protegido del viento intenso.

En cuanto a los riegos deben estar acorde con la climatología existente, así, si la temperatura es alta los riegos serán regulares y abundantes, para que la planta crezca feliz.

En un macizo, su belleza se encuentra un poco difuminada; es preferible plantarla de forma aislada o bien como planta principal en un arriate.

La coloración característica de las flores es de color rosa para la zona acorazonada y blanco para la especie de gota descendente, la variedad Dicentra spactabilis 'Alba' produce flores completamente blancas, si bien no son tan vistosas.


Las singulares flores cuelgan de largos tallos rojizos y arqueados. Desde mediados de primavera ya se puede disfrutar de su floración, aunque ésta se puede adelantar un par de semanas en regiones de climas templados.

La floración continúa hasta principio de verano, tras lo cual el follaje desaparece.

Las ramas floridas son idóneas para un jarrón, ya sean solas o formando un ramo combinado.

La propagación se puede efectuar por diferentes medios, la más utilizada es la partición de la mata en varios fragmentos.

Esto se hace cuando ha desaparecido el follaje o bien al final del invierno, también puede hacerse a través de esquejes de rizomas en otoño.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

No hay comentarios: