jueves, 4 de agosto de 2016

MÉTODOS PARA CONSERVAR SEMILLAS


Los dos métodos principales de secado de semillas son el llamado proceso húmedo, que se utiliza para plantas que producen las semillas de frutas u otro medio húmedo, y el procesamiento en seco, que se utiliza para las plantas que producen semillas secas, como las que producen vainas.

Procesamiento húmedo

- Raspa las semillas de la fruta y enjuaga para retirar restos.

- Ponlos en una bandeja o un cubo lleno de agua, deja remojar unos minutos para remover la capa superior, ya que a menudo es no viable.

- Vierta el agua a través de un colador para recoger la semilla.

- Coloca las semillas limpias en una bandeja o un trozo de tela que permita que se sequen a la luz solar direta.

Procesamiento en seco

- Recoge las semillas y ponlas a secar en una bandeja o un pedazo de tela.

- Cuando las semillas estén completamente secas, quiere decir que están listas para su almacenamiento. Debes eliminar cualquier resto de suciedad cepillando suavemente o tocando con los dedos o tamizado a través de un colador fino.

Guardálas en sobres de papel etiquetados con el tipo de semillas que almacenan y la fecha.

Vía: http://blogjardineria.com/

No hay comentarios: