jueves, 22 de junio de 2017

RADERMACHERA SINICA


Sinonima: Radermarchera tonkinensis - Sterospermum sinicum

Nombre común: Árbol serpiente - Árbol esmeralda

De esta planta quizás sea más conocida su condición ornamental para interior, pero en realidad se convierte en un pequeño árbol de delgado tronco, capza de lograr los 4 m. de altura cuando se encuentra al aire libre.

Es oriunda del sur de China, La India, y Taiwan. Pertenece a la familia de las Bignociaceae. Las plantas jóvenes muestran un solo tronco y una ramificación con denso follaje, las hojas están divididas en foliolos, son brillantes y de color verde intenso.

Durante su etapa más joven puede formar parte de centros decorativos junto a otras plantas de interior, de hecho es muy empleada para este tipo de ornamentos gracias al verdor y brillo de sus hojas.

Tiene un crecimiento ágil, por lo que superará en tamaño al resto de las plantas que tenga a su alrededor, esto es importante para cuando forma parte de un arreglo.

En interior necesita lugares ventilados y un luz intensa, si se encuentra en el exterior un emplazamiento de sombra es el ideal, aunque los ejemplares bien establecidos pueden permanecer a pleno sol durante todo el año.

La sequedad del ambiente en interior y bajo unas buenas condiciones es poco problable que sufran inconvenientes en su cultivo, no obstante es bueno explorar de vez en cuando el envés del follaje ya que es ahí donde se suelen esconder las plagas.

Un control frecuente de la planta puede hacer que se localice a tiempo una plaga y tomar medidas para exterminar antes que la planta esté totalmente invadida.

Las plantas maduras con los cuidados precisos pueden producir flores, pero es muy poco frecuente que lo hagan los ejemplares jóvenes y menos aún si están instaladas en interior.

Las flores son grandes, atrompetadas, de color blanco amarillento y poseen un suave perfume.

Agradecerá un rociado de agua sobre el follaje en tiempo de calor, el suelo es preferible regarlo en profundidad pero sin permitir que retenga agua o permanezca empapado.


Quincenalmente se aporta un poco de fertilizante para plantas verdes al agua de riego, esto se realiza desde el inicio de la primavera hasta que finaliza el verano.

Para mantener el ejemplar en interior con un crecimiento contenido será necesario recortar con frecuencia las ramas, en el exterior  se puede proceder de la misma manera o realizar una poda anual. En ambos casos será muy beneficioso para que la planta luzca frondosa.

Los frutos son unas cápsulas colgantes que pueden exceder los 50 cm. de largo y que se abren de manera natural al llegar su madurez. 

Su reproducción se puede llevar a cabo en primavera o verano mediante semillas o esquejes, empleando un poco de hormonas.

Los esquejes deben permanecer en una situación cálida hasta que enraícen. Si se mantienen tapados con un plástico o cristal hay que quitar la tapa de tanto en tanto para que no se condense demasiada humedad.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira



lunes, 19 de junio de 2017

ALLIUM SCHOENOPRASUM


Da un toque especial a las ensaladas.

Nombre común: Cebollino

Planta aromática (30 cm., -8ºC)

Follaje: Son las "finas hierbas", tan conocidas, de un color verde en primavera.

Floración: Las flores de color rosa, estrelladas, formando pequeñas cabezas, son indeseables pero ¡tan bonitas!

Especies y variedades: No confunda Allium fitulosum, la cebolleta de grandes hojas tubulares con fuerte olor a cebolla, con Allium schoenoprasum, el cebollino, del cual la variedad "Staro" desarrolla hojas de hasta 30 cm. de longitud. ¡Una planta da lugar a una mata de 50 cm. de diámetro!

Comportamiento en el recipiente: Con luz y agua se desarrolla perfectamente durante todo el año.

Dimensiones del recipiente: 15 cm. de diámetro el pimer año. La temporada siguiente trasplántela a una maceta de un volumen superior.

Exposición: Cuatro horas de sol por día.

Tierra: Cualquier tierra bien drenada le conviene.


Riego: El promedio es de tres veces por semana.

Enemigos y enfermedades: A veces hay un hongo que se instala en las hojas y forma unas pústulas de color naranja. Se trata de la roya que puede tratarse con un fungicida polivalente.

Empleo: Con otras plantas aromáticas.

Consejo: Pince las flores antes de que hayan formado totalmente para conservar las hojas perfectamente tiernas.

jueves, 15 de junio de 2017

SEDUM 'LITTLE MISSY'


Nombre botánico: Sedum 'Little Missy'

Nombre común: Sedum 'Pequeña señorita'

Familia: Crassulaceae

Origen: El género Sedum acoge plantas que se originan en las regiones templadas y frías del mundo.

Cualidad: Es una planta suculenta de moderada envergadura, pero se muestra inmejorable como tapizante o para la decoración de rocallas.

Condición: Perenne

Descripción: Conforma una mata redondeada a modo de montículo de escasa altura. Los delgados tallos quedan ocultos por las numerosas hojitas carnosas y redondeadas que los cubren.

Las hojas sin peciolos nacen enfrentadas, tienen una ligera forma acorazonada y se encuentran integramente con la superficie verde o bien de color blanco cremoso con el centro verde.

Disponer: Por el estilo de su desarrollo se dará especialmente bien en una cesta o maceta colgante.

Periodo de floración: Florece de forma abundante entre mediados y finales de verano.

Flor: Las flores son muy pequeñas, surgen agrupadas al final de los delgados tallos, constan de cinco pétalos abiertos, dispuestos en forma de estrella (algo habitual en este género), de color blanco rosado y en las puntas un matiz más intenso.

Situación: Lo ideal es qu disfrute de una posición ligeramente soleada, aunque durante el verano se puede ubicar en una zona de sombra luminosa.


Singularidad: Dado a la ligereza de s tamaño y lo moderado de sus raíces no es necesario cambiarla de contenedor anualmente, es suficiente si se hace cada dos o tres años.

Riego: Necesita de riegos más generosos entre la primavera y verano que otros suculentas, esto lo marca su diminuto follaje que no puede almacenar demasiado líquido para los periodos de sequía.

Plagas: Las principales plagas que pueden atacarla son los ácaros y las cochinillas.

Cuidados especiales: La clave está en el riego, hay que controlar que no es demasiado escaso que haga que la mata se seque, o por el contrario excesivo que pudra sus pequeñas raíces. No soporta el frío intenso.

Abonado: Pequeñas dosis de fertilizante para suculentas que se añade al agua de riego, una sola vez al mes entre los meses cálidos del año, dejar descansar en primavera.

Curiosidades: La sencillez de su reproducción facilita la posibilidad de hacerse con nuevos ejemplares cuando se desee.

Reproducción: Realmente fácil a lo largo de casi todo el año mediante fragmentos de tallo.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 12 de junio de 2017

PIE DE LEÓN


Nombre científico: Alchemilla mollis

La trampa para el rocío...

Planta vivaz (40 cm., -15ºC)

Follaje: Las hojas palmeadas, casi redondas, tienen la particularidad de retener el agua gracías a sus pelos, formando gotitas translúcidas.

Floración: Los tallos embrollados soportan pequeñas flores. De lejos forman una especie de nube esponjosa de color verde ácido, que pone en relieve todos los colores restantes.

Especies y variedades: Alchemilla mollis, que alcanza los 50 cm., es la más corriente. También se puede encontrar Alchemilla ellenbeckii, con hojas más brillantes. Es una excelente rastrera para lugares umbríos.

Comportamiento en el recipiente: El pie de león es una planta que se adapta muy bien. Una vez pasado el primer mes de aclimatación, la planta empieza a crecer con fuerza.

Dimensiones del recipiente: 15 cm. de profundidad, como mínimo. Plante un bulbo cada 15 o 20 cm.

Exposición: Soleada.

Tierra: Con drenaje, porosa y ligera, conviene enriquecerla con 1/4 de arena. No dude en colocar, en el momento de la plantación, un lecho de grava de 5 cm. en el fondo del recipiente (drenaje).


Riego: El pie de león se adapta a diferentes dosis de riego. Estará más bonita si la riega dos veces por semana.

Enemigos y enfermedades: La podredumbre blanca seca las hojas. En este caso, arranque el bulbo y tírelo.

Empleo: En grupos, en compañía de arbustos primaverales, en macetas. En jardineras mezcladas con los pensamientos.

Consejo: Cuando el follaje está completamente amarillo, ya ha aprovisionado el bulbo para la próxima temporada. Desentierre los bulbos y almacénalos en la turba hasta la plantación de otoño.

miércoles, 7 de junio de 2017

PHILODENDRON PANDURIFORME


Nombre común: Filodendro violín

Esta es una trepadora que posee hojas de forma poco común, circunstancia que la hace tremendamente interesante. Es originaria del sur de Brasil y pertenece a la familia de las Araceae.

Exige las mismas atenciones que los demás miembros del grupo, pero es algo más delicada en cuanto a su necesidad de humedad atmósferica.

Este género forma un grupo organizado por arbustos pequeños, árboles y numerosas trepadoras de abundantes raíces aéreas que en su estado salvaje utilizan para rodear y fijarse a los árboles.

Representa muy bien el dimorfismo, esto es el efecto de exhibir un follaje con formas diferentes entre su estado juvenil y el adulto, resultado que se produce en muchas especies de Philodendron.

Las hojas están sujetas por largos y fuertes peciolos, son de textura firme y lustrosa, de color verde oliva y pueden alcanzar los 30 cm. de longitud. En su etapa adulta recuerdan a la forma de un violín, son grandes, con dos lóbulos laterales anchos y uno central largo con las puntas redondeadas.

Las formas redondeadas de los lóbulos pueden con el tiempo hacerse algo puntiagudas. Las hojas se deben limpiar con cierta regularidad para que destaque su brillo natural, pasando sobre la superficie un paño o algodón humedecido en agua templada y jabonosa.

Se acomoda bien al ambiente de interior si se crea un clima donde se encuentre confortable, esto se logra con una buena dosis de claridad y una humedad ambiental muy elevada.

Los tallos son robustos, con una condición natural a curvarse que puede ser difícil encauzar su crecimiento de forma estética en ejemplares grandes, esta tarea es indispensable realizarla con plantas aún pequeñas, colocando un soporte firme en el que ir guiándolas.


Las plantas ya desarrolladas presentan una floración que consta de una espata o bráctea grande, que rodea la espiga de diminutas flores. En interior jamás florece y al aire libre tiene que darse una serie de condiciones cercanas a su ambiente natural.

El sustrato necesita de una humedad constante pero sin permitir que quede empapado de modo continuo. Abonar quincenalmente con un fertilizante líquido para plantas verdes.

No es demasiado usual encontrar a la venta esta especie de Philodendron, lo que hace difícil hacerse con ella; es más sencillo pedir a alguien que tenga la planta que nos facilite un trozo de tallo que tenga algunos nudos.

Esa es una de las fórmulas para propagarla, mediante segmentos de tallo o bien esquejes apicales.

Si la planta se encuentra en un contenedor se puede realizar un fraccionamiento del cepellón, pero esto sólo es posible mientras el ejemplar es joven, luego resulta más complejo si la planta es demasiado grande.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 5 de junio de 2017

AKEBIA


Nombre científico: Akebia kintana

¡Una liana sorprendente y casi perenne!

Planta trepadora (3m., -15ºC)

Follaje: Los zarcillos flexibles, que se enroscan delicadamente alrededor de su soporte, aguantan hojas palmeadas, formados por foliolos redondos.

Floración: Los racimos de color violeta son discretos y desprenden un ligero perfume en abril y en mayo.

Especies y variedades: Sólo encontrará una especie en los centros de jardinería, la Akebia quintana.

Comportamiento en el recipiente: Si dispone de espacio suficiente, la akebia puede vivir mucho tiempo en la maceta.

Dimensiones del recipiente: 30 cm. en todas las magnitudes para la primera plantación. Por debajo de esta medida la profundidad no es suficiente para las desarrolladas raíces de la akebia.

Exposición: Un lugar soleado y protegido.


Tierra: Una mezcla "casera" formada por 10 litros de tierra universal con dos otres puñados arena de río y la misma cantidad de compost de algas y estiércol.

Riego: La akebia puede soportar, de vez en cuando, cortos períodos de sequía. Pero a la larga le resultan perjudiciales.

Enemigos y enfermedades: Nada serio.

Empleo: Colocarla en una valla o soporte.

Consejo: Enrosque las ramas alrededor de un soporte a medida que va creciendo.

jueves, 1 de junio de 2017

CAESALPINIA GILLIESII


Nombre común: Aesalpinia - Barba de chivo - Poinciana - Ave del Paraíso

Este arbusto este utiliza en jardines como ejemplar aislado por su apariencia algo desaliñada, pero sus flores son tremendamente singulares.

Ofrecerá un resultado óptimo en jardines de suelo poco fértiles o de riegos escasos.

Es ante todo una planta muy resistente, tanto si se tiene que enfrentar a temperaturas altas a pleno sol, a la falta de agua, o incluso a suelos pobres.

Resulta fácil verla creciendo de manera silvestre sin que se le preste la más mínima atención.

Procede de zonas cálidas de Argentina y otros países sudamericanos. Pertenece a la familia de las Caesalpinioideae (Leguminosae), compuesta por plantas que habitan principalmente en regiones de climas moderados.

Posee un crecimiento notablemente rápido y en sólo una temporada puede adquirir un gran porte; es capaz de lograr más de 2 metros de altura y prácticamente lo mismo de ancho.

Sus abiertas ramas se colman de pequeñas hojas bipinnadas de color verde con un viso azulado. Las flores son de color amarillo pálido y se agrupan en racimos terminales. El aspecto peculiar de la floración lo aportan sus larguísimos filamentos de color rojo.

La floración principal se da en la estación estival, pero puede florecer además en otros periodos, si bien con menor intensidad.

En regiones de clima mediterráneo evoluciona de modo destacado, ya que posee las mejores temperaturas para la Aesalpinia.

El clima favorable o adverso es el que hace que el follaje permanezca o no en la mata, así ante inviernos con helados severas lo perderá en su totalidad y brotará de nuevo en primavera.


Le gusta las ubicaciones soleadas, aunque admite algo de sombra. Acabado su periodo activo se debe realizar una poda profunda, sobre todo si se encuentra en un contenedor, la poda ayuda a que la planta mantenga un aspecto más compacto.

Su resitencia a la sequía es admirable, puede permanecer largos periodos sin recibir nada de agua sin que se resienta. No obstante si la planta recibe riegos regulares mostrará una apariencia más saludable.

Durante los periodos calurosos se la debe regar de manera regular pero sin empapar en exceso el suelo, luego conviene esperar hasta que se nota ligeramente seco para regar de nuevo.

Los aportes de fertilizante deben ser escasos. No le suele perjudicarle ninguna planga o enfermedad importante. Es tóxica para los insectos, debido a la sustancia viscosa de olor fétido que segregan sus glándulas.

Los frutos son una vainas alargadas, estrechas y aplanadas, semejantes a las de los guisantes u otros vegetales que pertenecen a este mismo grupo. Las vainas adquieren un color castaño como consecuencia de su madurez.

Para la propagación se emplea semillas que se deben raspar para debilitar la piel externa, luego se dejan en remojo en agua caliente durante unas doce horas o algo más. Esta tarea se lleva a cabo en primavera.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 29 de mayo de 2017

BÚGULA


Nombre científico: Ajuga reptans

Una alfombra de hojas multicolor...

Planta vivaz (15 cm., - 20ºC)

Follaje: Ovalado, de color verde profundo para la especie tipo, en forma de rosetas adheridas al suelo.

Floración: Las espigas azules aparecen en primavera, sobre cortos tallos verticales.

Especies y variedades: La variedad salvaje no es tan espectacular. Por el contrario, las variedades con hojas púrpuras ("Antropurpurea"), rosa y verde moteado de color crema ("Burgundy Glow"), púrpura con color  crema ("Variegata"), o marrón purpúreo, con reflejos bronce y verde ("Palisender"), son muy decorativo.

Comportamiento en el recipiente: Bueno en un lugar parcialmente sombreado.

Dimensiones del recipiente: 15 cm. de profundidad, como mínimo. Una jardinera de 40 cm. de longitud puede contener, como máximo, dos plantas.

Exposición: En la naturaleza la búgula vive en el soto-bosque. La sombra total o parcial le va muy bien.


Tierra: Las raíces superficiales exigen una tierra rica, siempre fresca, incluso húmeda.

Riego: En verano cada dos o tres días.

Enemigos y enfermedades: Ninguno a excepción de algunso babosas que mejoran su menú con estas hojas.

Empleo: Plante la búgula en compañía de bellas vivaces, en macetas grandes. Combinela con bulbos a quienes hará de pantalla en primavera.

Consejo: Si a finales de invierno la planta no presenta buen aspecto, puede podarla al ras con unas tijeras de podar, ya verá como vuelve a crecer más bella.

jueves, 25 de mayo de 2017

MEDINILLA CUMINGII


Nombre común: Medinilla

Este es un llamativo arbusto pequeño originario de Filipinas y que pertenece a la familia de las Melastomataceae.

Crece de manera excelente en terrazas o balcones acristalados y en jardines de invierno.

Es una planta que tanto su follaje como floración reúnen una belleza muy ornamental. Otra característica de la Medinilla digna de elogio es que las panojas florales permanecen durante mucho tiempo en la planta.

Fácilmente puede alcanzar entre 1,5 y 2 m. de altura si recibe los cuidados oportunos, ese holgado tamaño lo adquirirá si está cultivada en suelo, en un contenedor su medida se mantiene más limitada.

Resulta extraordinaria como planta de interior siempre que se cumpla un requerimiento principal para que se desarrolle de modo oportuno, es su necesidad de un alto nivel de humedad ambiental.

El lugar que se escoja para la planta en interior debe de ser cálido y disfrutar de una buena luminosidad, además habrá que proporcionarle la humedad que precisa mediante humidificaciones regulares sobre el follaje.

En el jardín es preferible situarla en una ubicación semi soleada y espaciosa donde pueda crecer con desahogo y holgura.

Si recibe sol directo tiene que ser de una intensidad suave o las hojas se quemaran.

Los fuertes y angulosos tallos portan grandes y robustas hojas ovaladas de color verde oscuro, coriáceas, con unas vistosas nervaduras y los bordes suavemente ondulados.

Produce numerosas flores rosáceas con los estambres amarillos que están reunidas en grandas panículas colganes de hasta 70 cm. de longitud.

A veces las plantas maduras llegan a producir dos floraciones en la misma temporada, esto suele suceder si recibe los cuidados precisos.


Durante el periodo de crecimiento activo se abona con un fertilizante líquido rico en potasio cada dos semanas, desde que se forman los primeros capullos hasta que finaliza la floración.

Para que produzca una buena floración la temporada siguiente la Medinilla exige un periodo de descanso con riegos escasos, sólo para que el sustrato no seque del todo.

Durante ese periodo es importante situarla en una zona fresca, donde la temporada no baje de los 15ºC.

Produce frutos redondeados y brillantes de color púrpura que al madurar se tornan azul muy oscuro.

Mediante semillas se puede realizar la propagación, pero el método más sencillo resulta a través de esquejes.

Para facilitar la labor se emplea hormonas de enraizar, los esquejes se plantan en un sustrato ligeramente ácido y se mantienen en un ambiente caliente y húmedo.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 22 de mayo de 2017

AGERATO


Nombre científico: Ageratum houstonianum

Una bonita floración aterciopelada.

Planta anual (de 20 cm., 5ºC)

Follaje: Velloso, de color verde. Las hojas recuerdan a pequeños corazones.

Floración: A partir del mes de junio y hasta las primeras heladas, los pequeños ramilletes compactos crecen en tonos azules, malva o blancos.

Especies y variedades: Entre las variedades enanas, "Blue Ball" es una de las más oscuras. "Pinkie Improved", con un color rosa intenso, es poco habitual. "Blazer" es rosa subido, "Atlantic" con muchas flores. En las variedades altas, "Bouquet blanc" o "Bouquet blue" suben hasta 60 cm. y pueden utilizarse en forma de ramo.

Comportamiento en el recipiente: La planta se desarrolla generosamente en cualquier tipo de recipiente.

Dimensiones del recipiente: Profundidad mínima de 15 cm. Deje una separación de 10 cm. entre las plantas.

Exposición: Resguardada pero soleada.

Tierra: Un sustrato rico, que retenga el agua, es ideal. Para mantener la floración durante toda la temporada, realice aportes de abono líquido adecuados para plantas en flor.

Riego: Cuando haga calor y buen tiempo, uina jardinera de 30 cm. de largo de recibir, como mínimo, 3 litros de agua cada día.


Enemigos y enfermedades: Las arañas rojas son una temible plaga. Cuando invaden una planta, las hojas se decoloran y se secan en la base. Rocíe las hojas cada vez que riegue. Cuando haga calor trate con un producto antiácaros.

Empleo: En jardineras, en combinación con plantas con follaje, como la hiedra, las helichrysums y las cinerarias. No dude en juntarlas con bacopas, Zinnia angustiflora, brachycomas o nierembergias trepadoras.

Consejo: Las variedades altas no se encuentran en barquillas. Hay que comprar las semillas y sembrar en marzo, aprovechando el calor. Corte las primeras flores de variedades enanas, que habrá comprado en mayo en los centros de jardinería, y así provocará ramificaciones que darán a la planta una silueta más voluminosa y crecerán durante más tiempo.

jueves, 18 de mayo de 2017

MALVAVISCUS ARBOREUS


Otros nombres: Malvavisco - Falso hibisco - Sombrero de cardenal

Es un arbusto muy popular sobre todo en las regiones de clima mediterráneo, donde se utiliza en jardinería como planta ornamental, en esta zona es conocida la simpleza de sus cuidados con un desarrollo que apenas presenta problemas.

Un clima cálido es lo ideal para que evolucione y consiga una buena envergadura como sucede en su área de origen, una demarcación muy amplia que abarca desde el sudeste de Estados Unidos hasta Sudamérica.

Forma una mata muy ramificada que puede tener el mismo tamaño alto como de ancho, su rápido crecimiento hace que adquiera una altura de unos 3 metros en poco tiempo.

Las plantas bien establecidas soportan bien espacios prolongados sin riego, pero si se prolongan en exceso hará que el follaje presente un mal aspecto, Lo adecuado es regar.

Está muy relacionada con el Hibisco con el que guarda un gran parecido, de hecho las flores de este arbusto parecen las de un Hibisco cuando se encuentran medio cerradas. Comparten la misma familia de las Malvaceae y su cultivo es muy semejante.

Todo el interés de esta planta radica en su largo ciclo de floración, puede decirse que florece prácticamente durante todo el año si se da el caso de que se desarrolla con temperaturas cálidas, es raro ver a la planta sin flores.

Las hojas nacen alternas y son largamente pecioladas, en ocasiones trilobuladas, anchas en su base y con los márgenes dentados.

El follaje tiene un carácter perenne pero lo perderá sin remedio en su totalidad si tien que hacer frente a un invierno muy severo con heladas prolongadas.

Exhibe un color verde intenso en las hojas viejas, en cambio las nuevas se ven tiernas con una tonalidad esmeralda; el contraste de hojas y flores es muy atractivo.

Las flores del Falso hibisco nacen colgantes en las axilas de las hojas, poseen pétalos de color rojo intenso ligeramente curvados hacia la columan interna, los estambres sobresalen de las flores que permanecen siempre semi-cerradas.


Existe una gran variedad de floración de color blanco, si bien no es tan común como la roja. Puede cultivarse en un contenedor sin ningún tipo de problema, pero no prospera en interior.

Para que no le afecte tanto las bajas temperaturas se puede cultivar cerca de un muro o pared que le haga de amparo.

En el caso del calor sin embargo lo resiste sin problemas, especialmente las plantas adultas.

Ante ambientes muy calurosos los riegos deben ser asiduos y abundantes, el resto del tiempo moderados.

Le gusta las situaciones de pleno sol pero se acomoda bien en emplazamientos de sombra parcial.

Es muy útil practicarle una poda al finalizar el invierno que equilibre el crecimiento de la mata, a la vez que la fortaleza para su larga fase de floración.

Hacerse con nuevas plantas mediante esquejes no resulta nada difícil si se emplea un poco de hormonas, también se puede emplear semillas.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 15 de mayo de 2017

PITA


Nombre científico: Agave spp.

Planta crasa (60 cm., 0ºC)

Follaje: Dispuesta en roseta, sobre tallos cortos, es alargado, puntiaguda como una espada, a menudo espinoso en los rebordes.

Floración: Largos tallos de varios metros soportan grandes campanillas blancas. La floración en general avisa sobre la muerte de la planta.

Especies y variedades: Agave 'americana' es la más vigosorosa. La versión moteada, 'variegata', es más espectacular. Agave 'ferox' es una verdadera escultura viviente, pero cuidado, porque sus terribles espinas hacen honor a su nombre.

Compotamiento en el recipiente: Aprecia la proximidad de las paredes que reverberan calor.

Dimensión del recipiente: 30 cm. de diámetro.

Exposición: Máximo sol en verano. Cuando empiece el invierno, coloque la pita en una habitación con grandes ventanales, orientada al sur.

Tierra: Mezcle una parte de tierra para cactus, una parte de tierra para orquídeas, una parte de tierra vegetal y unso puñados de compost de algas y estiércol. Es indispensable un buen drenaje.


Riego: Las pitas detestan el exceso de agua. En la naturaleza prosperan bien en lugares pedregosos, o en equilibrio al borde de un barranco. Aprecian estar cerca del mar.

Enemigos y enfermedades: A veces las cochinillas, pero sobre todo la podredumbre que aparece en suelos compactos o demasiado húmedos. En invierno no riegue cuando la temperatura sea inferior a 10ºC.

Empleo: Una sola especie, debido a su silueta escultural. La pita es buena vecina de todas las plantas que adoran estar a pleno sol (agapantos, yucas, palmeras, etc...)

Consejo: Trasplante a una maceta más grande cada vez que la silueta le parezca desproporcionada en relación al recipiente.

jueves, 11 de mayo de 2017

SEDUM KAMTSCHATICUM 'VARIEGATUM'


Nombre botánico: Sedum kamtschaticum 'Variegatum'

Otros nombres: Sedum 'Variegatum'

Nombre común: Uva de gato ruso

Familia: Crassulaceae

Origen: Asia

Cualidad: Es una planta capaz de cubrir un buen espacio de terreno aunque éste sea pobre y pedregoso.

Condición: Posee una condición perenne, pero en algunas zonas  se la trata como anual.

Descripción: Este sedum configura monticulos densos de matas de baja altura, 20 cm. como máximo. Los suculentos tallos portan hojas dispuestos en roseta, son alargadas con la punta redondeada, color verde azulado, los márgenes suavemente ondulados y con finas líneas de color blanco cremoso. Es común que la mata presente algunas rosetas compuestas principalmente de hojas de color blanco cremoso salpicado de verde. En otoño las hojas se pueden tomar ligeramente rojizas.

Disponer: Es perfecta para disponer en suelo y también en jardineras, donde las rosetas acabarán colgando de forma lucida.

Periodo de floración: En el hemisferio norte su floración se prolonga desde el mes de julio hasta septiembre.

Flor: La floración es la típica del género, compuesta por flores pequeñas de cinco pétalos abiertos en forma de estrella de color amarillo y el centro anaranjado, surgen en racimos compactos en el ápice de las rosetas.


Situación: Se puede ubicar en una sombra parcial, pero lo ideal es disponerla a pleno sol para favorecer su tonalidad cremosa.

Singularidad: Lo más peculiar de este Sedum son sus vistosas rosetas. La abundante floración aporta un toque de colorido que contrasta de manera espléndida con el follaje.

Riego: En periodos cálidos debe regarse de forma regular, dejando que el sustrato se humedezca de manera uniforme y profunda, aguardando después a que se seque para regar de nuevo. En invierno los riegos deben ser sólo ocasionales. La falta de agua en el sustrato afecta un tanto al follaje, pero se recupera de nuevo si se riega a tiempo.

Cuidados especiales: Requiere unos cuidados muy sencillos, es notable su bajo mantenimiento. Se presenta idónea para zonas de veranos muy calurosos.

Abonado: Cantidades insignificantes una vez al mes y sólo entre la primavera y verano.

Curiosidades: Es una planta que se acomoda bien en suelos pobres, calcáreos, secos o ligeramente húmedos, nunca encharcados.

Reproducción: Es realmente fácil propagarla a través de esquejes de tallo, o también mediante la división de la mata, en primavera.

Vía: http://plantayflor.blogspot.com.es/
Autor: Carmen Pereira

lunes, 8 de mayo de 2017

AGAPANTO


Nombre científico: Agapanthus umbellatus

Bonitas cabezas de color azul.

Planta vivaz (1 m., -5ºC)

Follaje: Grandes cintas de color verde.

Floración: Del azul intenso al blanco. Las flores en forma de campanillas se agrupan en cabezas florales globosas, soportadas por tallos flexibles. Esta bella floración dura todo el verano y parte del otoño.

Especies y variedades: Los híbridos de "Headbourne" son los más rústicos.

Comportamiento en el recipiente: Esta flor de Sudáfrica languidece de la luz y del calor.

Dimensiones del recipiente: Importante, ya que las cepas rápidamente ocupan mucho espacio. Las macetas chinas, tan anchas como altas, le  van muy bien. Tres plantas necesitan un recipiente de 40 a 45 cm.

Exposición: Al sol, de forma imperativa.

Tierra: Ofrézcale un suelo poco seco, tierra rica, que deberá mejorar con compost maduro. Alimente con un abono orgánico.


Riego: Los agapantos soportan la sequía pero necesitan dos riegos por semana, como media, durante el período vegetativo.

Enemigos y enfermedades: Generalmente ninguna.

Empleo: En verano en grandes macetas. No las mezcle con otras especies en un mismo recipiente. Sus vecinos pueden ser macetas de hemerocala, crinum o yuca.

Consejo: Después de la floración corte los tallos a ras de suelo. Elimina las hojas a medida que vayan amarilleando. Los agapantos no soportan el hielo ni la humedad invernal.